El Vehículo

Ebro era una marca de automóviles española creada en 1954 por la compañía Motor Ibérica, S.A., tras nacionalizarse las factorías de Ford. Se dedicaba a la fabricación de autobuses, camiones, furgonetas, vehículos todoterreno y tractores. Tenía su base en Barcelona, Madrid y Ávila.

Creación de Motor Ibérica

EBRO C-150 (1966)

En 1954 Ford fue nacionalizada, pasó a llamarse Motor Ibérica, S.A. y se registró la marca Ebro para los tractores y camiones. La primera gama de Ebro estaba basada en el Ford Thames Trader.

Distintas cajas de transporte y carrozados albergaron durante la historia los chasis de este bonito vehículo que con tanta nostalgia es recordado por nuestros padres y abuelos. En este caso se presenta con una réplica de una gran Barrica que sirvió durante años y años para el transporte de los líquidos más preciados del “ ayer ”, no diferendo tanto de los del “ hoy ” ; El agua, el buen vino y la cerveza.